En paralelo a la programación científico-técnica de las Jornadas, asistentes y acompañantes disfrutaron de diversas actividades.

Un interesante programa científico y las distintas actividades sociales organizadas hicieron que el evento fuera un éxito. Los profesionales que integran el Club Tecnológico Dental, acompañados por un selecto grupo de profesionales invitados a las XII Jornadas Cientítico Técnicas, pudieron asistir en Santurce (Vizcaya) a las exposiciones de profesionales de primer nivel.

Así, Mario Parra expuso su experiencia con una nueva generación de materiales, el PEEK, y cómo obtener los mejores resultados de ellos. Juan Carlos Ezquerro demostró la importancia que hoy en día tiene la fotografía en el entendimiento estético entre la clínica y el laboratorio, y las pautas para una correcta realización de las mismas.

Por su parte, Alejandro Sánchez del Toro mostró su habilidad y su forma de trabajar el acrílico y cómo conseguía la personalización de sus prótesis. Íñigo Casares, con su gran capacidad didáctica, dejó patente la necesidad de cuidar esmeradamente la forma y textura de las piezas en cerámica para lograr un perfecto equilibrio anatómico-estético en las reconstrucciones protésicas.

Joaquín de la Peña, consultor jurídico-fiscal y laboral del Club Tecnológico, habló sobre las últimas y variadísimas novedades legislativas tanto en el campo laboral como fiscal; de enorme importancia para la supervivencia de las empresas en la actualidad.

Y, por último, como cierre a las conferencias, el catedrático de Ciencias Económicas y Empresariales de la UCM, Prof. Víctor Zorrilla, informó y formó sobre qué hacer y decir en las relaciones de los laboratorios con las clínicas dentales.

Al final de las conferencias, entre las que figuraron también presentaciones técnicas y comerciales de importantes firmas del sector, todos los asistentes mostraron su satisfacción por lo que habían podido aprender o recordar para seguir mejorando y perfeccionando su calidad profesional y empresarial.

No menos importante fue la relación personal establecida entre todos los asistentes, así como sus acompañantes: mujeres, maridos, hijos e, incluso, nietos disfrutaron también de unas bonitas excursiones por los alrededores de Bilbao; conviviendo todos ellos en los actos conjuntos que, anexos a las jornadas de trabajo, forjan unas relaciones que van más allá de la relación profesional.

En esta dinámica de conocimiento y relación personal se vieron también rodeados los profesionales de las firmas comerciales, cuya colaboración es determinante para el éxito de las Jornadas.

Tras estos dos días de viviencias enriquecedoras, en todos los aspectos, los profesionales del Club Tecnológico Dental han recibido los ánimos suficientes para proseguir con la celebración de estas Jornadas, que el año que viene se celebrarán en algún punto de la Comunidad de Madrid.