Labio leporino y paladar hendido bilateral
Figura 1. Vista frontal del estado oral y perioral del paciente.

Resumen

Las hendiduras palatinas unilaterales o bilaterales son difíciles de tratar con implantes dentales convencionales debido a la escasa disponibilidad ósea.

Nuestra paciente se presentó con un labio leporino y paladar hendido bilateral preoperado con éxito, pero tenía una dentición defectuosa y deseaba mantener una dentición fija. Se extrajeron todos los dientes de la mandíbula superior, y se equipó con diez Strategic Implants® y un puente fijo circular.

Simultáneamente, se trató el maxilar inferior con Strategic Implants®. En el seguimiento de 5 años y medio, la paciente mostró una dentición que funcionaba bien en ambos maxilares. Ninguno de los implantes mostró signos de periimplantitis o pérdida ósea en la línea del hueso crestal. La mandíbula estaba completamente sana y ambas mandíbulas estaban mineralizadas.

Los pacientes que presentan hendiduras operadas (y, por lo tanto, cerradas) no requieren aumento óseo si se utilizan Strategic Implants®. Las expectativas del paciente se pueden cumplir colocando una reconstrucción protésica fija sobre Strategic Implant®, sin ningún aumento óseo.

Palabras clave: Strategic Implant®, carga funcional inmediata, labio leporino y paladar hendido bilateral, implante Corticobasal®.

Para descargar el artículo completo en PDF debes estar registrado.

Crea tu cuenta
¿Ya tienes cuenta?

Amplía tus conocimientos y fórmate