Periodontitis: qué es, síntomas y causas
Periodontitis: qué es, síntomas y causas. Foto: caroline lm. Unsplash

¿Has notado que tienes algún diente flojo? ¿Te notas las encías inflamadas? ¿Sangran? Puede ser un caso de periodontitis. Si no sabes lo que es, te lo contamos en este artículo, junto con las causas de su aparición, tratamiento y prevención.

¿Qué es la periodontitis?

La periodontitis tiene varios nombres para denominarla, desde enfermedad de las encías a enfermedad periodontal o piorrea. Todas ellas se refieren a una infección de las encías que llega a provocar la inflamación de las mismas. Lo grave es que si no se cura, esta inflamación llega hasta los tejidos y huesos que rodean el diente, lo que finalmente puede llegar a provocar su pérdida.

Se calcula que el 26% de los jóvenes padece periodontitis, tal como informó la CODES el 12 de mayo de 2021, con motivo del Día Europeo de la Periodoncia. Un dato muy significativo y que deja en evidencia la poca importancia que se le da a esta afección o lo mucho que se la desconoce. Algo que queremos remediar con este artículo.

Así que para empezar, hablemos de los síntomas de la periodontitis y que son fundamentales reconocer.

Síntomas

A simple vista se parecen mucho a los de la gingivitis, que es una inflamación también de la encía, pero más superficial. Eso sí, si no se trata de la forma correcta y a tiempo, puede derivar hacia una periodontitis. Así que como norma general, si comienzan a sangrarte las encías cuando te lavas los dientes, ve al dentista para atajar cualquier tipo de problema rápidamente. Pero sobre todo, ten en cuenta las siguientes situaciones que menciona Cinfasalud.

  • Tienes los dientes flojos, se mueven. Es justo una de sus peores consecuencias y puede llevar a que se caigan.
  • En lugar de color rosa pálido, tus encías son de color rojo o incluso púrpura.
  • Te sangran las encías al cepillarte los dientes. Lo verás directamente al cepillarte o cuando te enjuagues, porque verás sangre. Pueden sangrar incluso de manera espontánea. ¡Y cuidado si eres fumador! Como el tabaco reduce el flujo sanguíneo, a veces las encías tardan en sangrar y cuando te des cuenta, ya tendrás la enfermedad en estado avanzado.
  • Te duelen las encías al tocarlas, son muy sensibles al tacto. Puede que incluso experimentes dolor al masticar.
  • Dientes sensibles a cualquier alimento o bebida fría.
  • ¿Te parece que tus dientes son más largos? Es porque has ido perdiendo encía, o lo que es lo mismo, se ha ido retrayendo o absorbiendo.
  • Tienes flemones o abcesos, a veces incluso llegando a tener pus entre los dientes.
  • También puede provocar mal aliento.

¿Por qué se produce la periodontitis?

Ahora que ya sabemos detectarla, lo más importante es responder a la pregunta ¿Qué causa la periodontitis?, para estar lo más alerta posible. Desde la Clínica Mayo lo explican.

Uno de los factores más determinantes a la hora de desarrollar una periodontitis es el sarro que se acumula en la base de los dientes. Es decir, justo donde se juntan con la encía. Esto provoca proliferación de bacterias que a su vez, provocan todo lo visto anteriormente. Vamos a ver el proceso paso a paso.

Se forma placa en los dientes

Nuestra boca tiene sus propias bacterias de forma natural. Sin embargo, ante el contacto con los almidones y azúcares, se forman unos depósitos que es necesario eliminar con un buen cepillado de dientes e hilo dental. Hay que repetirlo todos los días, ya que todos los días comemos alimentos que contienen cualquiera de los dos elementos.

Aparece el sarro dental

Esto sucede cuando no se ha limpiado la placa y esta se endurece. Al ser una capa más dura, es más nociva y más cuesta más quitarla. De hecho, tendrás que ir a un dentista para que la elimine.

Primera fase: la gingivitis

Como decíamos al principio, una gingivitis que no se ha tratado a tiempo es un primer paso. Así que presta atención en cuanto tengas las encías inflamadas o enrojecidas, porque si vas ya al dentista, y con las pautas que te de para el cuidado en casa, lo podrás solucionar.

Segunda fase y final: periodontitis

Ya se han formado acumulaciones de placa, sarro y bacterias en pequeñas “bolsitas” que son las que al final van a provocar la infección y todos los problemas derivadas de ella.

¿Cómo se quita la periodontitis?

El tratamiento de la periodontitis es secuencial, ya que incluye varias fases, como explican en este artículo de SEPA (Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración).

  1. Lo primero es eliminar la placa y el sarro. Esto se hace con un raspado por parte de tu dentista y una limpieza manual por debajo de las encías. Tu dentista te dará las pautas de las veces y la frecuencia con la que debes volver para que aplicar este tratamiento, además de cómo puedes mantener una higiene bucal adecuada en tu casa.
  2. En casos graves, puede ser necesario realizar una pequeña cirugía donde se abre la encía para una limpieza más profunda, eliminar la infección y reconstruir el soporte del diente o dientes. En casos muy extremos – por eso es necesario un tratamiento a tiempo – si el diente afectado no se puede salvar, habrá que extraerlo para evitar que la infección se propague a las demás piezas.
  3. Y sobre todo, una fase que se debe cumplir sea cual sea la situación, es la de adoptar las medidas preventivas que indique el dentista, para que no vuelva a suceder.

Complicaciones en las que puede derivar la periodontitis

La consecuencia más clara de la periodontitis es una posible pérdida de los dientes. Pero no termina ahí y es importante que lo sepas, para que tengas conocimiento pleno de lo fundamental que es tratarla a tiempo.

  • La periodontitis es causada por una bacteria, que si entra en el torrente sanguíneo, lógicamente, llegará y afectará a otras partes del cuerpo. Puede llegar a provocar enfermedades respiratorias o artritis reumatoide, entre otras.
  • No solo eso, como ya advirtieron desde el Ilustre Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Asturias, así como desde e la Sociedad Europea de Cardiología (ESC) los focos infecciosos o inflamatorios descontrolados, tal como los de la periodontitis, provocan enfermedades coronarias graves y se asocian con un mayor riesgo de enfermedades cardíacas.
  • Por otro lado, un estudio de la Universidad de Campinas (Brasil), indica que los adultos que padecen periodontitis pueden transmitir la enfermedad a sus hijos.
  • El estudio di@bet.es expuesto en una de las sesiones científicas del XXXII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Diabetes confirma que las personas con una periodontitis grave tienen un mayor riesgo de desarrollar diabetes.
  • Un estudio publicado en la revista ‘Journal of Internal Medicine’ y liderado por investigadores de la Facultad de Odontología de la Universitat Internacional de Catalunya (Barcelona) y del Eastman Dental Institute del University College London, hablan sobre la relación entre la enfermedad periodontal y la hipertensión arterial.
  • En esta época de pandemia, se ha demostrado además que la periodontitis triplica el riesgo de complicaciones en los pacientes de COVID-19, aquí tienes todos los datos.

Y esto es solo una muestra. Así que nuestro consejo es que en cuanto notes las encías inflamadas o sangrantes, acudas al dentista. Con unas simples instrucciones o como mucho un raspado, te vas a evitar muchos problemas. Algunos de ellos, como has podido ver, muy graves.

Una vez hayas solucionado el problema en sus primeros estadíos, recuerda que siempre debes seguir aplicando medidas de prevención, como las que te contamos a continuación.

Prevención

En realidad es muy fácil prevenir la periodontitis. Basta con tener una buena higiene dental, tal como aconseja SEPA desde su web Cuida tus encías. ¿Y qué es lo que entendemos por esto?

  1. Cepillarse los dientes por lo menos dos veces al día: mañana y noche. Pero si lo hace después de cada comida principal o copiosa, mejor.
  2. Usar hilo dental a diario para eliminar cualquier acumulación entre los dientes.
  3. Hacerse revisiones dentales, al menos una vez al año, si puede ser cada seis meses, mejor aún. Además, si eres fumador o consumes medicamentos de manera habitual, habla con tu dentista, pues en el caso de los medicamentos, algunos pueden aumentar la posibilidad de sufrir periodontitis, como lo hace el tabaco.