Digitalizarse en Odontología trae consigo muchas ventajas, pero también muchos retos, a medida que la tecnología evoluciona y empuja continuamente a nuevos caminos. La tecnología de escaneo intraoral ha sido el hilo conductor de la Odontología digital, pero de nuevo, ha creado algunos dilemas. De todo ello nos habla en este artículo Tessa Llimargas, fundadora de Ortoteam.

Ningún modelo físico se produce automáticamente a partir de una “impresión digital”, y esto nos ha dado una pausa para considerar si este, todavía se requiere. Algunas personas eligen no crear un modelo y esto puede funcionar, una vez que tu flujo de trabajo se ha ajustado. Por supuesto, todavía puedes hacer un modelo, ya sea fresado o ahora que las impresoras 3D de sobremesa se están convirtiendo en algo común, imprimiéndolo, pues ya es lo suficientemente barato y preciso para nuestro flujo de trabajo digital. Esto supone, por supuesto, que se elija la impresora 3D correcta y el material adecuado y, a continuación, tómate el tiempo para aprender acerca del arte de la impresión 3D. No es una tecnología plug and play, pero una vez entendido, puede producir resultados increíbles.

Un área donde la impresión 3D ciertamente ha dominado es en la producción de apararatos pasivos, como férulas o guías quirúrgicas. Sin embargo, hasta la fecha, la creación de aparatología “activa” que, o bien para mover los dientes, o evitar que los dientes se muevan, tales como retenedores de Ortodoncia y alineadores secuenciales, no ha sido fácil de conseguir en el flujo de trabajo digital. Esto, no es porque sea imposible de hacer, de hecho, el hardware y el software requeridos están disponibles, más bien se debe a que los materiales adecuados son escasos. Estos materiales deben tener propiedades únicas, incluyendo ser adecuadamente flexibles, de larga duración, cristalinos y críticamente, biocompatibles (Figuras 1-12).

En la actualidad, el flujo de trabajo digital para la producción de aparatos de ajuste “activo”, así como cualquier aparato, puede comenzar con una exploración intraoral,
es decir un escaneo intraoral, utilizar software para el diseño de aparatología y/o modelos y luego terminar con fresado o impresión 3D del modelo. En el caso de una secuencia de alineadores, se imprimen varios modelos, cada uno, representa los movimientos incrementales en los dientes que son el objetivo de cada alineador
producido.

A continuación, el modelo se devuelve al flujo de trabajo tradicional utilizamos el termoformado (Bioform pro by Ortoteam) para crear el retenedor o alineador, éste funciona muy bien y tiene la ventaja de tener un modelo que se puede utilizar una y otra vez si se pierde el aparato, dándolo al paciente o siendo guardado por el clínico para sus registros. El proceso de combinar flujos de trabajo digitales y analógicos de esta manera es indicativo de la historia de la Odontología digital. La mayoría de los avances se hacen típicamente de forma aislada, no al unísono.

El software CAD utilizado para crear los archivos digitales necesarios para hacer retenedores y los alineadores, por ejemplo, ha existido durante muchos años, sin embargo, los procesos de fabricación o los materiales necesarios para convertir lo virtual en realidad a veces tardan algo más en llegar.

Maestro Dental Studio es una solución de software muy madura que se centra exactamente en el diseño digital de los retenedores y alineadores. Puede realizar otros muchos procesos, por supuesto, pero para este artículo, voy a centrarme en esta aplicación. Para producir aparatología en Maestro Dental Studio, los escaneos (escáner intraoral o de laboratorio) se importan por primera vez al software y las diversas herramientas son utilizadas para reparar, recortar, suavizar y añadir bases como es requerido. A continuación, trace el contorno de los dientes para crear un modelo separado de estos dientes, ya que esto le da libertad total para mover estos dientes a la posición deseada.

Hay muchas opciones aquí, incluyendo la generación de bibliotecas de raíces genéricas de los dientes o sorprendentemente, también se puede importar un 3D CBCT para generar las raíces reales de los dientes del paciente y combinarlos con su modelo. Esto no es necesario para todos, pero en algunos casos, esta característica, es muy útil. Una vez que esto se hace para ambos arcos, puedes entrar en el modo de configuración donde tienes la libertad para mover los dientes a la posición deseada, añadir archivos adjuntos, etiquetas y, en general, hacer todo lo que es necesario crear una “configuración” de las posiciones de los dientes.

Puedes agregar capas también y lo que esto hace es permitir mover los dientes en grupos o individualmente antes de mover a otros. Esto es más útil cuando interesa bloquear el movimiento de ciertos dientes, ya que puedes mover fácilmente esos dientes fuera de la primera ruta (creación de espacio, por ejemplo) y luego mover los dientes bloqueados. En realidad, me gustaría señalar aquí que la creación de configuraciones virtuales es una habilidad aprendida y sólo porque se puede hacer algo en el ordenador, esto no significa que se transferirá automáticamente al mundo real.

La experiencia es crucial aquí y si eres nuevo en esto, no apuntes demasiado alto al principio. Comienza con casos pequeños y supervisa los resultados de tus configuraciones, ten en cuenta que habrá un humano al final de todo esto y no importa lo inteligente que sea su configuración, si no ofreces resultados realistas, puede ser un gran fracaso (Figuras 13-16).

Después de comprobar minuciosamente tu configuración virtual y crear una secuencia “virtual” de modelos a tu satisfacción, puedes entrar en el módulo Diseñador del Alineador. Aquí es donde aliviarás las zonas retentivas, si es necesario y diseñarás tus alineadores. Simplemente dibujando una línea en el modelo 3D, o en terminología 3D, una “spline”, esto indica la forma de tu alineador y donde se asentará. Ajustando algunos parámetros como el grosor y el offset, el ordenador calculará todos los alineadores necesarios y los tendrá disponibles como modelos STL, listos para imprimir.

La empresa UNIZ ha estado muy concentrada en diseñar una nueva Impresora 3D dirigida al mercado del alineado y la retención en Ortodoncia. La nueva Dental Pro 2 (también conocida como Slash 2) es la impresora de elección, impresora de bajo costo de alta calidad que nosotros utilizamos todos los días para este propósito exacto. Utiliza la tecnología MSLA, incluida una fuente de luz UV en forma de una matriz LED, una pantalla de enmascaramiento LCD 4K de alta definición, un sistema patentado de refrigeración líquida para una impresión súper rápida, un film de doble capa y protector de pantalla con software que deja a la mayoría de las otras impresoras fuera de mercado.

También se anunció recientemente el soporte para resinas de marcas como Keystone, Nexdent, Liqcreate, Detax y muchos otros. La configuración de la impresora para la impresión del alineador es bastante directa: verter en la cubeta la resina, abrir el software, colocar tus alineadores en posición, generar soportes, cortar, probar e imprimir. Ahí es donde la parte fácil termina. La resina que se nos dio para probar, para crear alineadores, requiere un procesamiento posterior especial. No puedes simplemente lavar los alineadores en IPA, ya que daña el material; en lugar de ello, se utiliza una centrífuga para eliminar cualquier exceso de resina, a continuación, un especial ciclo de lavado y curado. El desbastado y pulido es sencillo, para crear retenedores o alineadores que, sorprendentemente, están completamente fabricados de manera digital.

Obviamente, esta tecnología es muy nueva y solo mejorará con el tiempo. El escenario está listo para un interesante cambio por venir ya que las empresas estarán compitiendo para formular su propio alineador y sus materiales de retención.

Por Tessa Llimargas, fundadora de Ortoteam S.L., así como de la empresa filial Ortoteamsoft S.L., dedicada a temas 3D, así como Alineadorestético y Sonrisa-online, marcas de fabricación y promoción de alineadores dentales en España y en proceso de internacionalización. La rama Ortoteamsleep se dedica también al diseño 3D de aparatología de avance mandibular con nuevas tecnologías 3D.