Gráfico 2. Necesidad de tratamiento en los casos de MIH (n=10).

IV Premio Higienista Dental de GACETA DENTAL

Introducción

Nos referimos a una anomalía del desarrollo dentario que estaría asociada a causas de origen sistémico y afecta de uno a cuatro primeros molares permanentes, con frecuencia también pueden estar comprometidos los incisivos. Weerheijm y col. (1) denominaron a esta patología «Molar-incisor hypomineralization» (MIH), basándose en características clínicas e histológicas y no en posibles etiologías.

Se trata de lesiones de diferente magnitud, desde opacidades delimitadas blancas, amarillentas, o amarillo-marrones, hasta la ruptura del esmalte (2).

El interés diagnóstico de esta enfermedad radica en que es habitualmente necesario realizar actuaciones preventivas para evitar la pérdida del esmalte posteruptivo.

Para descargar el artículo completo en PDF debes estar registrado.

Regístrate