Un compuesto derivado del mejillón mejora la durabilidad del tratamiento de obturación dental
Un compuesto derivado del mejillón mejora la durabilidad del tratamiento de obturación dental. Imagen: Sergii Kuchugurnyi. Shutterstock.

La durabilidad de una obturación dental o empaste, que normalmente se usa para restaurar caries y dientes rotos, depende en gran parte de la longevidad y la estabilidad de la unión entre el compuesto (resina) y la dentina o tejido duro del diente.

Un artículo publicado en la revista Materials Today Bio explica un hallazgo clínico prometedor para el futuro de estos tratamientos, en base a una investigación llevada a cabo por investigadores destacados de la Facultad de Odontología de la Universidad de Hong Kong (HKU), la Universidad de Wuhan (WHU) y el Hospital Shenzhen de la Universidad de Pekín, quienes han descubierto que un compuesto que se encuentra en los mejillones ayuda a aumentar la durabilidad de un empaste dental.

Propiedades adhesivas de los compuestos de los mejillones

Los mejillones son pequeños crustáceos con propiedades únicas de adhesión en húmedo, ya que necesitan mantener su adhesividad en ambientes marinos hostiles, con cambios drásticos en la temperatura del agua y el valor del pH, golpes repentinos, humedad, etc. Situaciones similares a las que pueden darse a diario en la cavidad oral.

Por ese motivo, han sido de interés para la comunidad científica, que ha estado estudiando durante mucho tiempo la interacción entre las placas de mejillón y los sustratos en ambientes húmedos, para obtener información sobre posibles aplicaciones clínicas.

En ese sentido, el estudio reveló que un compuesto que se encuentra en una proteína adhesiva en los mejillones podría fortalecer la unión resina-dentina.

«Nuestra investigación tuvo como objetivo comprender las propiedades adhesivas de los compuestos de los mejillones, que pueden mejorar la durabilidad y la longevidad de los empastes dentales«, indica la profesora Cynthia Kar Yung Yiu, profesora clínica en Odontología Pediátrica, HKU.

Otros miembros de la investigación incluyen al Dr. James Kit Hon Tsoi, profesor asociado en Ciencia de Materiales Dentales y al Sr. Kang Li de la Facultad de Odontología, HKU; profesor Cui Huang de WHU e investigadores del Hospital Shenzhen de la Universidad de Pekín.

Cómo puede aplicarse a los empastes dentales

En un procedimiento de empaste dental, lo habitual es que el dentista elimine la estructura del diente cariado y luego llene la cavidad con una restauración del color del diente, usando un adhesivo dental para pegar el empaste a la estructura del diente.

Pero sigue siendo un desafío clínicamente significativo que, tanto la humedad de la cavidad oral como el estrés mecánico repetido inducido por la masticación, no afecten a la durabilidad del empaste.

«Esta investigación descubrió que DMA es eficaz para fortalecer la unión resina-dentina y mejora su durabilidad. La citotoxicidad también es similar a la de los monómeros de resina en los adhesivos dentales tradicionales. Por lo que se cree que este compuesto puede comercializarse en el futuro», destaca el Dr. Tsoi.

Resultados y conclusiones

El estudio reveló que la propiedad adhesiva húmeda de los mejillones se atribuye a un aminoácido que secretan, llamado Dopa. Basándose en esto, el equipo aplicó con éxito N-(3,4-dihidroxifenetil) metacrilamida (DMA), un compuesto derivado del mejillón, como adhesivo dental. Además, el equipo de investigación también probó la durabilidad de la interfaz de resina-dentina frente al nuevo adhesivo DMA.

El grupo de control y aquellos con distintas concentraciones de DMA se sometieron a diferentes pruebas, incluido el envejecimiento por termociclado, un proceso en el que los materiales dentales se exponen a temperaturas variadas; y el método de evaluación de nanofiltración, en el que se agrega un ácido para medir la calidad de la unión. El equipo utilizó una solución de nitrato de plata para observar los patrones de nanofiltración.

En la interfase resina-dentina, el proceso de envejecimiento por termociclado provocó la formación de grietas y fisuras que provocaron que las partículas de plata se infiltraran y se asentaran a lo largo de la interfase adherida. Por el contrario, no se pudo detectar ningún cambio evidente para los grupos tratados con DMA.

Por lo tanto, el equipo dedujo que el DMA podría fortalecer la unión resina-dentina, así como su durabilidad y por tanto se cree que aumenta la longevidad de un empaste dental.