CAD CAM

El Colegio Profesional de Protésicos Dentales de Madrid reivindica en un editorial de la revista Capital Dental «que es el protésico dental el único profesional capacitado y autorizado legalmente para el diseño, preparación, elaboración, fabricación y reparación de prótesis dentales. Sin embargo, y con el beneplácito de las autoridades sanitarias, los odontólogos están implantando cada vez más los sistemas CAD/CAM para fabricación de prótesis dentales con argumentos falsos».

Desde la Junta de Gobierno de este Colegio Profesional denuncian que el hecho de que los odontólogos desarrollen labores que son competencia exclusiva de los protésicos dentales supone un «atentado contra las legítimas y justas atribuciones profesionales de los protésicos dentales en materia de diseño y fabricación, que están siendo invadidas por los facultativos, que solamente deberían prescribir las prótesis, pero no diseñarlas y fabricarlas».

COLPRODECAM recuerda que el hecho de que sea el protésico dental el que desarrolle estas funciones, y no el odontólogo, «repercute positivamente en el paciente y usuario de prótesis dental, que ve de este modo garantizado el principio de independencia avalado por el artículo 4.1 del Real Decreto Legislativo 1/2015, de 24 de julio. Dicho principio garantiza que el odontólogo no puede tener intereses directos derivados de la fabricación y comercialización de las prótesis dentales, por lo que prescribirá a sus pacientes el mejor tratamiento posible en función de sus circunstancias».

El comunicado añade que «el legislador, en el desarrollo parlamentario de la Ley 10/86 sobre odontólogos y otros profesionales de la salud dental ya trató de evitar que los dentistas pudieran realizar prótesis para sustituir o rehabilitar piezas dentales y a tales efectos, en el trámite de enmiendas en el Senado a la Ley, rechazó una enmienda presentada por el grupo parlamentario Cataluña al Senado defendiendo que los odontólogos pudieran fabricar precisamente esas piezas dentarias que debían ser sustituidas o rehabilitadas (enmienda sexta, modificando artículo 1, apartado 2 de la Ley)».

Reacción del Consejo de dentistas

Ante estas declaraciones el presidente del Consejo de Dentistas, el Dr. Óscar Castro, ha recordado al Colegio de protésicos madrileño que «la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) avala la utilización de los sistemas CAD/CAM por los dentistas en sus clínicas dentales». Además, añade, la Sala de lo Contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid dictó una sentencia en junio de 2018 resolviendo a favor del recurso presentado por un Centro Dental clausurado por utilizar un sistema CAD-CAM sin contar con autorización administrativa de laboratorio.

Además, aseguran desde el Consejo, «en diciembre de 2018, el CED (Consejo Europeo de Dentistas) avaló el uso de los sistemas CAD/CAM en los centros sanitarios, aprobando por unanimidad una Resolución sobre el uso de los mismos en las propias clínicas dentales, tomando como base el Reglamento Europeo de Productos Sanitarios de mayo de 2017».

La respuesta del organismo colegial afirma que «de conformidad con la disposición adicional duodécima del Real Decreto Legislativo 1/2015, de 24 de julio: ‘La colocación o entrega de productos sanitarios a medida por un facultativo, en el ejercicio de sus atribuciones profesionales, no tendrá la consideración de dispensación, comercialización, venta, distribución, suministro o puesta en el mercado de los mismos, a los efectos de los artículos 4.1 y 111’. «En consecuencia» -insisten- «los dentistas no comercializan ni revenden los productos sanitarios, sino que los ponen en servicio».  Por último, añade que «más contundente en este mismo sentido es el Reglamento Europeo de Productos Sanitarios de mayo de 2017 que en su artículo 5.4 establece: ‘Los productos fabricados y utilizados en centros sanitarios se considerarán que han sido puestos en servicio’», concluyen.

Imágenes cedidas: Shutterstock / Alexander Tolstykh