Dentalay

Contenido patrocinado

Iñigo Boulandier es el director de Marketing de Dentaly, una de las mayores webs informativas sobre salud bucodental de Europa. Tiene una fuerte presencia en Francia, Alemania, Estados Unidos, Reino Unido, España e Italia. Cada año, más de 5 millones de personas la visitan. También ayudan a diseñar una estrategia de marketing dental digital personalizada a cada clínica dental. El objetivo es que esas clínicas capten nuevos clientes y aumenten sus ingresos. Este experto nos explica la importancia de tener una buena estrategia de marketing digital en una clínica dental, y cómo las consultas que no valoren este campo como parte de su día a día, están condenadas a competir en desigualdad de oportunidades. Y algunas, a su desaparición.

Mucha gente no es consciente de que con el nacimiento de Internet, estamos viviendo un cambio de era. Al igual que la imprenta supuso el pistoletazo de salida para la Edad Moderna, hay quienes afirman que con la llegada de Internet estamos viviendo un período de transición entre la Edad Contemporánea y la Digital. Y el mundo de la Odontología no es ajena a este cambio.

Dentalay

Internet no sólo representa para muchos pacientes la primera toma de contacto con determinadas patologías o tratamientos, sino que dos de cada tres personas usan Internet antes de pedir una cita con el dentista. La mayoría, a través del teléfono móvil. Eso quiere decir que la ubicación física de nuestra clínica es ahora igual de importante que la ubicación en primera página de Google. Salir entre las diez primeras posiciones del buscador es como estar en la Gran Vía de tu ciudad. Pero más barato. Y hay muchas clínicas pequeñas que están haciendo muy bien las cosas, y consiguiendo mucha visibilidad y pacientes nuevos.

– El marketing dental hoy es básico en la gestión de una clínica.

Las clínicas odontológicas deben entender que ya no es suficiente con tener un bonito local y hacer bien su trabajo. Hoy en día, si no estás en primera página de Google, en redes sociales, si no consigues buenas valoraciones y utilizas las diferentes herramientas que nos ofrece Internet, no existes para muchos pacientes potenciales de tu ciudad. Lamentablemente, esto es algo que no se enseña en la facultad de Odontología. Entender esto, y adoptar la cultura digital como parte de la filosofía de empresa es lo más difícil, pero representa más de la mitad del camino.

Desde mi punto de vista, en la estrategia online la base de todo consiste en adoptar la cultura digital como parte del negocio. Todo el personal de la clínica debe ser consciente de ello, y saber que un paciente insatisfecho tiene mucho más poder que hace una década. Antes, se decía que un cliente insatisfecho hablaba con 11 personas, y uno satisfecho con tres. Hoy, estas cifras se han disparado en ambos sentidos debido a plataformas de valoraciones como Google my business. Ahora, una buena valoración ya no solo ayuda al branding de la clínica, sino a su posicionamiento en Internet debido a los algoritmos de posicionamiento, y esto repercute en mayor visibilidad y notoriedad. En definitiva: más pacientes. Por eso, todo el equipo debe remar en la misma dirección, ayudar a crear una buena base de datos, volcar toda la info en un buen CRM y usarla para hacer campañas de e-mail marketing personalizadas.

Dentalay

– ¿Cuales son las herramientas de marketing digital con las que cuenta una clínica?

Muchas y muy variadas. Tener una buena página es la materia prima con la que se trabaja el marketing digital de una clínica odontológica. Tiene que ser estéticamente bonita, práctica, rápida y con muy buena usabilidad.

– ¿Pero de qué nos sirve tener una bonita tarjeta de presentación si nadie nos ve?

Esa es la parte a lo que nos dedicamos los profesionales del sector. De lo que se trata es de aumentar la visibilidad de esa clínica para atraer nuevos pacientes y luego fidelizarlos.

Por eso, esa página debe ofrecer muy buen contenido. Es una manera de captar clientes potenciales de forma indirecta. Es algo que nos cuesta mucho hacer entender a algunos clientes. El blog de la clínica debe estar al día y ofrecer soluciones a los lectores.

Quizás ese tráfico indirecto les ayude a desarrollar nuevas líneas de negocio que no están directamente relacionadas con los tratamientos que se ofrecen, pero puede dejar una facturación muy interesante. Por otro lado, hacer un buen SEO local es otra de las claves para aumentar la visibilidad en tu área de influencia. Y es algo que marca la diferencia.

Hay muchas herramientas como Google adwords y otros atajos que manejamos los profesionales del sector. Sin embargo, lo que intentamos desde Dentaly es posicionar siempre que podemos de manera orgánica, sin tener que gastar prácticamente dinero en campañas de publicidad.

Dentalay

Tardas más, pero a la larga supone un ahorro para nuestros clientes, y el crecimiento es mucho más estable. También hay que prestar mucha atención a las redes sociales, ya que es un buen canal de fidelización y de comunicación directa. No obstante, las estrategias en redes sociales es algo que hay cuidar muy bien. Hay que segmentar por edad, y adaptar el lenguaje y el mensaje a cada perfil y a cada cana. De nuevo, ofrecer muy buen contenido sigue siendo interesante.

– ¿Algún consejo para los odontólogos del s. XXI?

Un consejo que daría a cualquier dentista es que empiece a ser consciente de que Internet ha creado nuevas reglas del juego. Y de que, ahora, cada odontólogo que quiera diferenciarse debe crearse su propia marca.

– ¿Cómo?

A través de publicaciones en Internet bien canalizadas en de revistas digitales como la nuestra y redes sociales especializadas, con la creación de canales en Youtube como lanzadera, creando su propia página web. Las estrategias son muchas. Pero el resultado merece la pena.

Imágenes cedidas: Dentalay