Fundaci´´on la Caixa y Caixabank renuevan su colaboración con Dentistas sobre Ruedas
En la foto: de izquierda a derecha: Marc Ponsetí, Irene Coll, Marián Serrano y Tomeu Rosselló.

Un año más, CaixaBank, a través de una aportación económica de la Fundación “la Caixa”, apoya a Dentistas Sobre Ruedas. En esta ocasión el proyecto pretende optimizar la gestión administrativa y agilizar la atención a los pacientes de la Clínica Dental Solidaria Coloma Vidal (CDSCV) de Palma.

Al acto de entrega de la colaboración han asistido por parte de CaixaBank, Marc Ponsetí, director de Banca de Instituciones en Baleares; Marián Serrano, directora del área de negocio de Es Raiguer; y Tomeu Rosselló, director de la oficina de Sa Pobla. Por parte de la Fundación Dentistas Sobre Ruedas ha acudido la Dra. Irene Coll, secretaria de la entidad y coordinadora del proyecto de la CDSCV.

Clínica Dental Solidaria Coloma Vidal

La primera clínica dental solidaria de Baleares nació en Palma a final de 2014. El objetivo era dar respuesta a las múltiples demandas de ayuda que Dentistas sobre Ruedas recibía de personas de Mallorca que no podían costearse los servicios de Odontología.

En esta clínica trabajan dentistas, higienistas, auxiliares y demás personal voluntario que dedican una mañana o una tarde a la semana para atender a pacientes . Estos pacientes son derivados de los Servicios Sociales de los ayuntamientos y entidades sociales que tienen suscrito convenio con la clínica.

Desde su apertura, se han atendido un total de 2.730 pacientes. Además, ha realizado más de 14.200 tratamientos como exodoncias, endodoncias, obturaciones, prótesis completas o prótesis parciales, entre otros.

En el año 2020, se han realizado 4.330 visitas a un total de 924 pacientes derivados de 37 ayuntamientos y de 19 entidades sociales mallorquinas. De todos ellos, El 60,28% de los pacientes atendidos han sido mujeres, mientras que el 68.51% eran de nacionalidad española y el 31.49% extranjera. De los 3.365 tratamientos realizados, los más demandados han sido las obturaciones (1.162), prótesis dentales (862), exodoncias (369) y tratamientos periodontales (269).

La atención en tiempos de coronavirus

Según Irene Coll, “debido a la limitación del aforo en la clínica, el número de pacientes atendidos se ha visto reducido un 22,03% en relación con el año anterior. Además, la lista de espera ha pasado de 3 a 5 meses, por lo que necesitamos agilizar lo máximo nuestra gestión con los pacientes y los servicios sociales que los derivan hacia nosotros.”

A ello hay que sumar que la parada temporal de la actividad de esta clínica y la nueva situación económica están provocando un incremento de personas en riesgo de exclusión social que necesitan atención bucodental.

“Nuestra clínica solidaria responde a una carencia real de servicios odontológicos entre la ciudadanía mallorquina más desfavorecida. Con la crisis económica provocada por la pandemia, el número de usuarios derivados de los servicios sociales ha ido en aumento. De hecho, en la actualidad, estamos trabajando en la expansión del proyecto para responder a esta creciente demanda también en las demás islas”, comenta el presidente de la ONG, Alfonso Jaume Campomar.