El 61% de los pacientes con depresión manifiesta tener dolor dental y el 50% considera que tiene mala salud oral, según datos del Consejo General de Dentistas de España.

La pandemia de la Covid-19 ha incrementado, de forma considerable, los casos de depresión, un trastorno que puede aumentan la probabilidad de desarrollar enfermedades bucodentales. Así, según el Consejo General de Dentistas de España:

  • El 61% de los pacientes con depresión sufre dolor dental y el 50% considera que no tiene una buena salud oral.
  • La depresión aumenta los niveles sanguíneos de cortisol e incrementa el riesgo de enfermedad periodontal.
  • La depresión puede originar desórdenes en la articulación temporomandibular, con dolor y limitación de movimientos.
  • Igualmente, tiene un componente inflamatorio que puede agravarse en presencia de otros como la enfermedad periodontal.
  • Los efectos secundarios de los antidepresivos incrementan el riesgo de caries y de patología periodontal.
  • Los pacientes depresivos tienen un alto riesgo de hábitos nocivos (tabaco, alcohol, drogas, etc.) todos ellos perjudiciales para la salud oral.

Higiene oral y visita al dentista
Debido a su propio estado, hay veces que el paciente descuida su higiene general y su cuidado bucodental en particular. “En algunos casos, el paciente recurre a una dieta inadecuada, abandona sus revisiones odontológicas y entra en un ciclo de descuido oral. Además, la mayoría de los medicamentos antidepresivos originan una disminución en la producción de la saliva, situación que empeora el control de una adecuada salud bucal”, afirma el Dr. Óscar Castro Reino, presidente del Consejo General de Dentistas.

Por todo ello, el presidente de la Organización Colegial insiste en la importancia de acudir al dentista, “ya que este tipo de enfermedad puede incrementar los problemas bucodentales y la necesidad de realizar distintos tratamientos”, asegura.

Igualmente, es importante realizar un correcto cepillado, al menos dos veces al día con pasta fluorada, para evitar el acúmulo de la placa bacteriana y la aparición de caries y patología periodontal. Además, se recomienda evitar los productos precocinados o envasados, así como la ingesta abundante de bebidas carbonatadas, ya que provocan caries y sobrepeso en este tipo de pacientes que suelen ser sedentarios.

Imágenes cedidas: Shutterstock/Onlyshaynestockphoto