321_Reportaje
"Las estrictas normas de higiene y seguridad han venido para quedarse", asevera la Dra. Isabel Giráldez.

Dra. Isabel Giráldez, presidenta de la Sociedad Española de Odontología Conservadora (SEOC)

¿Cómo se está viviendo en SEOC la actual crisis sanitaria?
Al igual que otras sociedades, el estado de alarma ha coincidido con la celebración del congreso internacional de la SEOC. En la junta presidencial tuvimos que tomar la decisión de retrasar al 12 de noviembre el XXIII Congreso Nacional y X internacional organizado en Valencia en el que, además, celebrábamos el 30 aniversario de nuestra sociedad. Ha sido un confinamiento laborioso porque hemos tenido que llamar a ponentes, casas comerciales, escribir a socios y reorganizar todo para una fecha (noviembre) en la que ojalá todo esté normalizado. Como parte positiva, hemos reforzado los webinars en nuestra plataforma todos los lunes a las 21:00h con el lema #quedateencasaconseoc para llevar al socio formación gratuita a la que podrá acceder en nuestra videoteca. Ha tenido una gran acogida con más de 100 socios conectados.

¿Cómo cambiará mucho la práctica odontológica a raíz de esta pandemia?
Las clínicas dentales han tenido que adaptar sus espacios con tecnología que garantice la desinfección y la reducción de riesgos de contagio. La Odontología se encuentra entre las profesiones con más riesgo de contaminación cruzada, y es cierto que todos los profesionales del gremio hemos hecho una carrera a contrarreloj para saber cuáles son las herramientas más eficaces para garantizar nuestra salud y la de los pacientes e implantarlas en nuestras clínicas. El COVID-19 es un virus aún desconocido e imagino que, hasta que no haya una vacuna, deberemos estar aleta para posibles cambios. Por tanto, la práctica clínica cambiará en cuanto a tiempos y protocolos que debemos seguir con mucha precisión para no contaminarnos.

¿Aprenderemos o sacaremos algo positivo de esta situación tan complicada?
¡Por supuesto! Las estrictas normas de higiene y seguridad han venido para quedarse. Todos los medios invertidos en las clínicas dentales reducirán aún más los posibles contagios entre paciente y profesional, como ya sucedió en el pasado con el VIH y la Hepatitis.

¿Qué mensaje quiere transmitir a sus socios y al resto de colegas sobre el futuro más a corto plazo que espera a la profesión?
En cuanto a formación se refiere, ahora las plataformas online ofrecen formación casi las 24 horas, por lo que el flujo de intercambio de información es abrumador. Nuestra profesión está cambiando continuamente y somos un colectivo acostumbrado a adaptarse a ellos. Esta pandemia nos obligará a trabajar duro durante una temporada, pero todo lo invertido permanecerá para ofrecer un servicio con mayor seguridad. Debemos ser fuertes y resistir. ¡Lo lograremos!.