Juan Manuel Molina Fenin Dental
Juan Manuel Molina prevé que la vuelta a la normalidad en el sector se produzca en el tercer trimestre del año.

Juan Manuel Molina, presidente del Sector Dental de Fenin

Con una caída del mercado en 2020 que podría estar entre el 30% y 40% de media, las empresas del sector dental trabajan para poner a disposición de los profesionales sanitarios las tecnologías y productos que necesitan. Las circunstancias actuales provocan que la disponibilidad es algo más complicada, generándose una ampliación en los plazos de entrega, nos asegura Juan Manuel Molina, presidente del Sector Dental de Fenin, quien augura una vuelta a la “normalidad” en el tercer trimestre del año. Además, avanza que en breve, habrá novedades, para minimizar el impacto de una cita tan destacada en el calendario como es Expodental.

-¿Cómo están funcionando las empresas del Sector Dental de Fenin desde la declaración del estado de alarma? ¿Cómo se está trabajando desde Fenin Dental para abordar este momento actual, tan excepcional en nuestro país?
-Las empresas del sector siguen comprometidas con su función de poner a disposición de los profesionales sanitarios las tecnologías y productos que necesitan para su actividad profesional. No obstante, dada la situación atípica que estamos viviendo, muchas empresas han visto alterada su actividad comercial, debido principalmente al cierre de las clínicas dentales y de los laboratorios protésicos o bien a la disminución de su actividad debido a la atención exclusiva de casos de urgencia.

Desde Fenin cooperamos con el Ministerio de Sanidad para identificar empresas que puedan suministrar / importar material sanitario a España y con el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo para ampliar y reconvertir líneas de producción.

Por otra parte, estamos trabajando en facilitar información puntual a las empresas sobre las distintas disposiciones que va publicando el Gobierno en el ámbito regulatorio, legal, laboral y fiscal, así como en la resolución de sus dudas y, en los casos en los que no nos es posible, trasladando multitud de consultas que hemos dirigido a hacia los ministerios de Sanidad e Industria y hacia la AEMPS.

También desde el día 21 de marzo, empezamos la puesta en marcha del Corredor Aéreo, en colaboración con otras compañías, para traer material en el menor tiempo posible, dada las circunstancias de la cadena de suministros desde los fabricantes asiáticos. En este apartado nuestra secretaria general, Margarita Alfonsel, ha tenido un papel clave en este proyecto y su éxito.

Juan Manuel Molina recomienda a los profesionales que estén en contacto con proveedores que garanticen productos de calidad.

-Son varias las empresas del sector dental que se han reconvertido en esta crisis sanitaria fabricando productos o elementos sanitarios críticos. ¿Qué iniciativas constan en el sector dental de Fenin a este respecto?
-Efectivamente, muchas empresas con una amplia experiencia en fabricación de productos sanitarios como, por ejemplo, métodos de fabricación 3D se han puesto a disposición de grupos de investigación multidisciplinares que están trabajando en el desarrollo de los productos más demandados para aportar su conocimiento e infraestructuras para su fabricación.

Es importante que, frente a este incremento de la demanda, se resuelva la situación de deslocalización de la producción y se aumente el potencial productivo e innovador de nuestras empresas, algo que indudablemente tendría también un gran impacto en el PIB y en el conjunto de nuestro país.

-La solidaridad es de lo más positivo que se puede sacar de esta crisis. ¿Qué iniciativas les constan de las empresas del sector?
-Hay múltiples ejemplos de empresas del sector que han realizado acciones solidarias y que se han hecho públicas en los medios de comunicación en apoyo a los profesionales sanitarios, como por ejemplo, facilitándoles equipos de protección, o a través de otro tipo de dotaciones como son recursos computacionales, o directamente mediante aportaciones económicas para diferentes proyectos. Son muchos los pequeños empresarios que están aportando su “granito de arena”, a pesar del momento difícil que vivimos.

-Algunas de las empresas asociadas a Fenin Dental son multinacionales. ¿Qué gestión de la crisis se está llevando a cabo en otros países en las empresas del sector dental?
-Esta pandemia es global y, por tanto, todos los países están afectados de la misma forma. No hay grandes diferencias en el impacto, la diferencia está en las diferentes decisiones que han tomado los gobiernos. Por ejemplo, en algunos países europeos como es el caso de Suiza, Holanda o Dinamarca, han decretado el cierre de las clínicas dentales para todos los tratamientos que no sean de carácter urgente. No obstante, creo que es un momento único para que todos los agentes del sector dental, estemos más cohesionados que nunca y representados a través de nuestras asociaciones empresariales.

“Es importante que, frente a este incremento de la demanda, se resuelva la situación de deslocalización de la producción y se aumente el potencial productivo e innovador de nuestras empresas”

-Los dentistas se quejan de la falta de provisión de equipos de protección y de precios desorbitados de productores y distribuidores. ¿Qué tiene que decir Fenin Dental a este respecto?
-Creo que debemos poner la situación en el contexto actual: la falta de material es una realidad que estamos viviendo todos, está en los medios todos los días.

Esta situación es consecuencia, por una parte, del aumento exponencial de la demanda a nivel mundial, que ha dificultado la propia capacidad del mercado para dar una respuesta dimensionada y, por otra, las importantes restricciones que se han producido en el comercio internacional, especialmente en el caso de China y de otros países productores de la UE, como Alemania y Francia, donde la fabricación de productos sanitarios ha sido destinada al autoabastecimiento. Por tanto, aunque estamos trabajando mucho para proveer de productos, es cierto que la disponibilidad es algo más complicada, generándose una ampliación en los plazos de entrega.

Por este motivo, recomendamos que los profesionales estén en contacto con los proveedores que les garanticen productos de calidad, que cumplan las máximas garantías sanitarias para evitar los contagios e ir recuperando la actividad. Nos consta que van recibiendo material semanalmente, siendo las clínicas dentales un ámbito de especial relevancia por la repercusión que tiene la salud bucodental.

Con respecto a la posible especulación, Fenin es la asociación empresarial representante de la industria de Tecnología Sanitaria y, como tal, no es responsable ni participa de las prácticas, condiciones o políticas comerciales que corresponden única y exclusivamente a cada una de las empresas.

“Recomendamos que los profesionales estén en contacto con los proveedores que les garanticen productos de calidad, que cumplan las máximas garantías sanitarias e ir recuperando la actividad”

-Los protocolos de actuación clínicos debido al COVID19 necesitarán potenciar la seguridad de profesionales y pacientes a partir de que acabe el confinamiento. ¿Cómo atenderá el mercado español este previsible aumento de la demanda?
-Efectivamente, el periodo posterior a la crisis generada por la pandemia va a requerir la aplicación de pautas y protocolos para la reducción de los riesgos de transmisión de esta enfermedad, muchos de ellos, ya aplicados de manera habitual en las clínicas dentales.

En este sentido, el Consejo de Dentistas ha publicado el documento “Plan estratégico de acción para el periodo posterior a la crisis creada por el Covid-19” cuyo fin es diseñar las líneas maestras de protección y reducción de riesgos de transmisión en cualquier consultorio dental, público o privado, una vez se haya superado la etapa de epidemia y aportar al dentista, la evidencia científica disponible hasta el momento sobre el COVID-19, dirigida a atender con seguridad a sus pacientes y a mantener protegidos al personal de su consulta.

Para dar respuesta a este incremento de la demanda, las empresas de tecnología sanitaria se encuentran trabajando a pleno rendimiento y dispuestas a recobrar su actividad habitual en cuanto la situación lo permita.

“La caída del mercado en 2020 podría estar entre el 30% y 40% de media”

-Ahora la crisis sanitaria es lo prioritario, sin lugar a dudas, después vendrán otros análisis como el económico. ¿Se ha valorado desde Fenin Dental el impacto que podría tener el COVID19 en las empresas del sector?
-En estos momentos estamos trabajando en colaboración con KeyStone en un estudio que realiza una comparativa de los datos de mercado de 2019 y 2020 para analizar el impacto de la situación actual. A priori, antes de tener los resultados de este estudio puedo anticiparte que la caída del mercado en 2020 podría estar entre el 30% y 40% de media.

Expodental 2020
De izda. a dcha., Mª José Sánchez, Juan Manuel Molina y Luis Garralda, miembros del comité organizador de Expodental.

-¿Cuándo prevén una vuelta a la “normalidad”?
-Es difícil evaluar realmente ya que la decisión depende de cómo el Gobierno vaya haciendo la desescalada. En mi opinión personal, creo que algunas clínicas empezaran la puesta en marcha a finales de mayo para empezar algo de actividad en junio o julio, aunque será en el tercer trimestre del año se empiece a recobrar la actividad con normalidad.

“Estamos trabajando en algo para minimizar el impacto de la ausencia de Expodental 2020”

-Finalmente, Expodental 2020 no pudo ser… ¿se trabaja en “compensar” la ausencia de esta cita tan importante para el sector o es demasiado pronto para pensar en esto?
-El posponer Expodental ha sido una de las decisiones más complicadas que tuvimos que tomar entre IFEMA y FENIN. Aunque a fecha de hoy, está claro que fue la decisión correcta ya que luego se precipitó toda la pandemia impactando claramente en IFEMA. Aprovecho para felicitar y agradecer el trabajo realizado por toda la industria y el Comité Organizador Expodental.

Respecto a la pregunta de si estamos trabajando en algo para minimizar el impacto, la respuesta es sí. Estamos en ello y esperamos en breve poder ser portadores de buenas noticias en un momento tan complejo.