En una nueva carta remitida al ministro de Sanidad, Salvador Illa, el Dr. Óscar Castro solicita al Ejecutivo que se adopten las medidas necesarias para garantizar el abastecimiento de material protector a todos los dentistas. Además, solicita que se proceda a la debida regulación de los precios existentes en el mercado para frenar la especulación.

Dada la preocupación suscitada por la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 y su incidencia en el colectivo profesional odontológico, el presidente del Consejo General de Dentistas, el Dr. Óscar Castro se ha dirigido, una vez más al Ministerio de Sanidad. En su escrito, Castro afirma que “de acuerdo a la Orden SND/310/2020, de 31 de marzo, por la que se establecen como servicios esenciales determinados centros, servicios y establecimientos sanitarios, se estableció que las clínicas dentales tienen la consideración de centros sanitarios esenciales para la atención de urgencias odontológicas. Nuestras consultas, habitualmente, son espacios seguros y saludables, pero en el momento actual, debido a las características de ubicuidad y vías de transmisión del COVID-19, esta seguridad no puede ser garantizada, más aún al no disponer del material protector necesario para realizar los tratamientos, por existir un gran desabastecimiento”.

Asimismo, añade que “todo ello hace que sea muy complicado y arriesgado que los dentistas podamos llevar a cabo la actividad asistencial ordenada en las condiciones necesarias para protegernos de un posible contagio, incrementando, a su vez, el peligro de actuar como vectores en la propagación de la enfermedad tanto a los pacientes, como al personal auxiliar de nuestras consultas. Por otro lado, al existir una alta demanda y una escasa oferta, se está produciendo en este momento un ‘mercado libre’, con una oferta indiscriminada en el suministro de estos productos por parte de los diversos fabricantes y distribuidores, con precios en su mayoría desorbitados, lo que complica aún más la posibilidad de adquisición de los mismos, dado el problema económico derivado de la situación en nuestro sector”.

Ante esta situación, el presidente de la Organización Colegial ruega que “desde el Ministerio de Sanidad se adopten las medidas necesarias para garantizar el abastecimiento del citado material protector a todos los dentistas de nuestro país, al tiempo de que se proceda a la debida regulación de los precios existentes en el mercado para frenar la especulación existente”.