dentistaLa Policía Nacional ha detenido a la cúpula de las clínicas dentales Vitaldent por presunto fraude fiscal a los franquiciados y blanqueo de capitales.

Los agentes de la Policía Nacional han detenido al dueño de Vitaldent, Ernesto Colman, y a otras diez personas que forman parte de la dirección de la cadena de franquicias dentales, entre ellas, Bartolo Conte, el vicepresidente de la compañía.

En la operación, ordenada por la Fiscalía Anticorrupción y que continúa abierta, los agentes están llevando a cabo varios registros en la sede central de Vitaldent, situada en Las Rozas (Madrid).

Los detenidos se enfrentan a presuntos delitos de blanqueo, falsedad documental y contra la Hacienda Pública, después de que varios franquiciados hayan denunciado haber sido víctimas de delitos económicos, como la obligación de pagar parte de la franquicia en dinero negro.