Carla Celia Santiago Boado

Sinopsis

Gracias al desarrollo del sector dental en los últimos años, los técnicos cuentan con una amplísima gama de materiales y técnicas con las que realizar sus restauraciones. Este avance ha traído consigo un mundo profesional cada vez más competitivo y exigente, que obliga a satisfacer altas expectativas de calidad y estética, tanto con tratamientos de coste inferior como con aquellos de un coste más elevado.

La pregunta que surge es: ¿Realmente con un óptimo conocimiento del material y de la técnica de fabricación se pueden conseguir resultados igualmente satisfactorios?

Introducción

En el presente trabajo, como estudiante, se pretenden analizar tres soluciones protésicas diferentes: metal cerámica, cerámica inyectada y zirconio, tratando de conseguir un resultado similar de integración y estética. Ha sido elaborado con las herramientas del Máster en Prótesis Fija que la escuela Opesa pone a disposición de sus alumnos, buscando reproducir el color y forma reales de la naturaleza bucal de un integrante del propio máster.

Lo que hace tan mágica la profesión del protésico, y a la par tan difícil, es que es una actividad que busca permanentemente engañar al ojo, transformar la frialdad de lo artificial en un diente natural con el fin de mimetizarlo dentro de la boca del paciente. Consiste en dotar de vida a lo naturalmente inerte, pero, ¿cómo conseguirlo? «El conocimiento es la base, el éxito es el resultado» (Paul Giezendanner).

Descargar/