La Comisión Nacional de la Competencia ha dado la razón al presidente del Colegio de Dentistas de la Región de Murcia, Óscar Castro, en la denuncia que presentó contra él el Consejo General de Protésicos Dentales de España y el Colegio Oficial de Protésicos Dentales de la Región de Murcia, este último presidido por Carmen Cano, por presuntas conductas restrictivas de la competencia.

Los denunciantes consideraban que las declaraciones realizadas por Castro a diversos medios de comunicación en julio de 2010 «atacaban el derecho del paciente a elegir libremente profesional sanitario protésico dental y se negaba su derecho a recibir factura por dicho profesional». Al tiempo que indicaron que «pretendía apropiarse del mercado de las prótesis, con el falso pretexto de formar parte de sus atribuciones profesionales».

La resolución de la Comisión Nacional de la Competencia señala que no se ha acreditado la existencia de ninguna infracción, por lo que se ha agotado la vía administrativa, pudiendo interponer recurso contencioso-administrativo en la Audiencia Nacional.

Óscar Castro declaró que «la presidenta de los protésicos es la que ha sido condenada por intrusismo y continuamente le están quitando la razón, ya que ha sido en varias ocasiones». Por su parte, el responsable de Defensa de la Profesión del Consejo General de Protésicos, confirmó que recurrirán la resolución.