Querida Estefanía:
No volveremos a escuchar, «¡este mes no llegamos a cerrar la edición a tiempo!», esa frase que mes tras mes repetías en los momentos de tensión, llevada por tu sentido del deber, molesta porque te faltaban trabajos o había modificaciones en el planillo, y cuántas veces, con tu compañero Elio, alargabas tu jornada para cumplir con tu sentido de la responsabilidad, tu vocación de periodista y tu implicación en Gaceta Dental.

¡Qué vacío nos dejas! Recuerdo en febrero de 2001, cuando nos entrevistamos, llevabas trenzas rubias que resaltaban tu juventud y tus ojos denotaban inteligencia, personalidad y ganas de demostrar tus capacidades profesionales. Bien lo has demostrado en estos diez años, no sólo con la excelencia de tu trabajo como responsable de redacción, que quedará para siempre impreso en las páginas de Gaceta Dental, sino también por tu saber estar, pidiendo los trabajos con firmeza pero sin agraviar, pero sobre todo, porque has sido un ejemplo de laboriosidad, honestidad, amistad y compañerismo. Tampoco podremos olvidar cómo te divertía sorprendernos con tus cambios de look. ¡Qué vacío nos dejas!
La última vez que hablé contigo me pediste que rezara por ti, lo he hecho, pero seguramente Santa Rita –de la que eras devota– te necesitaba para que le escribieras con letras de oro alguna historia en el Cielo.

La terrible enfermedad que acaba con toda la capacidad de resistencia, te ha separado de nosotros en lo mejor de la vida, pero una vez más La Implacable ha fracasado, porque en esa dimensión que mueve el mundo, que no se ve, pero se siente, donde te queremos, seguirás siendo nuestra compañera y amiga y siempre estarás en nuestros corazones. Descansa en paz.

José María Herranz. Presidente honorífico de Gaceta Dental.

Nuestra compañera Estefanía Toscano, redactora jefe de Gaceta Dental durante los últimos 10 años, falleció el pasado 15 de junio, tras una larga enfermedad. Desde estas páginas todo el equipo de Gaceta Dental le dedica un cariñoso recuerdo y se une al dolor de su familia en estos duros momentos.

Descanse en paz.