La salud bucodental en los pacientes con esclerosis múltiples
Según un estudio publicado en septiembre de 2021, los pacientes con esclerosis múltiple tienen mayor riesgo de sufrir caries y enfermedad periodontal. Foto: Towfiqu barbhuiya, Unsplash.

Un nuevo artículo, publicado el pasado mes de septiembre en la revista British Dental Journal, afirma que las personas que padecen esclerosis múltiple corren un mayor riesgo de desarrollar enfermedad periodontal y caries. Este riesgo responde a las dificultades del paciente, tanto para llevar a cabo su higiene bucodental como para visitar periódicamente al dentista.

Según los autores del artículo, debido a la naturaleza degenerativa de la enfermedad, los odontólogos deben desarrollar un cuidadoso plan de salud bucodental que aborde los síntomas específicos que presentan los pacientes. Y este plan, subrayan, debe comenzar tan pronto como estos sean diagnosticados de esclerosis múltiple.

Los autores, dirigidos por el Dr. Jashme Patel, del Departamento de Cirugía Oral del King’s College Dental Hospital (Londres), creen que «adoptar un enfoque centrado en el paciente es esencial para garantizar una atención dental segura y eficaz para las personas con esclerosis múltiple».

Cómo afecta la esclerosis múltiple al mantenimiento de la salud bucodental

Las personas que padecen esclerosis múltiple suelen experimentar alteraciones motoras, dolor facial, fatiga y neuralgia del trigémino, que pueden afectar a su capacidad para mantener una adecuada salud bucodental.

Debido a la variedad de síntomas asociados a la enfermedad y a sus distintos grados de gravedad, el cuidado dental de los pacientes con esclerosis múltiple debe basarse en sus necesidades individuales que, probablemente, cambien significativamente a lo largo de la enfermedad.

Tal y como destacan los autores en el artículo, al crear planes de salud bucodental para pacientes con esclerosis múltiples, los odontólogos deben tener en cuenta los síntomas específicos de cada uno de ellos.

Por ejemplo, a aquellos que experimentan una disminución de la destreza manual se les debe aconsejar el uso de un cepillo de dientes eléctrico con un mango modificado; o, por ejemplo, a tomar sorbos frecuentes de agua, masticar chicles sin azúcar o tomar sustitutos salivales si padecen sequedad bucal relacionada con la medicación; para los que tienen dificultades para tragar, los médicos deben recomendar una pasta de dientes sin laurilsulfato sódico que no haga espuma, así como que alguien les ayude a cepillarse los dientes.

La participación de otros profesionales sanitarios

Ria Prasad, Cathy Bryant, Hannah Connolly, Brogan Teasdale y Sukina Moosajee apuntan que, aunque se puede tratar a los pacientes con esclerosis múltiple con seguridad y eficacia en una consulta dental, en ocasiones sería necesario derivarlos a otros servicios, dependiendo de las necesidades específicas de cada paciente.

Y puntualizan que los dentistas deben consultar a otros profesionales sanitarios que participan en el cuidado de sus pacientes (neurólogos u otros médicos y enfermeras especializadas en esclerosis múltiple) para explicarles los medicamentos que están tomando, así como sus posibles efectos secundarios orales y sistémicos.

Al elaborar un plan que incluya la opinión de otros profesionales, se «garantiza que se proporcione al paciente una atención segura y adecuada«, señalan Patel y el resto de autores del artículo.

Fuente: DrBicuspid