Víctor Sánchez, en paradero desconocido
Foto: Shutterstock/Elnur.

Denunciado por estafa, el venezolano Víctor Sánchez, conocido como el «dentista de las misses», se encuentra en paradero desconocido tras pretender expandir su estrellato en Madrid.

Tal y como reconocen sus colegas del gremio en Venezuela, parte de su éxito se debía al uso de Instagram para promocionar su trabajo. En esta red social llegó a acumular más de 350.000 seguidores, ávidos por conocer los «milagros» que obraba en las bocas de sus clientes.

Obsesionado con la belleza y muy conocido en el campo de la Odontología Estética en su país, Víctor Sánchez afronta ahora los sinsabores de la fama después de su fallido intento de establecer su proyecto Dental Clone.

Esta clínica dental abrió sin permisos en 2018 en el barrio de Moratalaz. Y, por no cumplir, no cumplía ni con los imprescindibles requisitos de la legislación para evitar infecciones.

Sánchez tampoco había homologado su título en España, ni se había colegiado. Pese a todo, la consulta estuvo abierta un año. Ahora, y con la denuncia por estafa recogida en el periódico El País del que fue su socio y aprendiz, Andrés Durán, un joven odontólogo venezolano al que embarcó en su proyecto, el reguero de denuncias no para de llegar a Sánchez, quien viajó a Bogotá a finales de 2019 y no volvió a aparecer por la capital española.