327_Marketing
Es fundamental facilitar el acceso telefónico al paciente desde la página web y las redes sociales de la clínica. Shutterstock/Millering.

La crisis que está viviendo España por la pandemia de COVID-19 ha obligado a los negocios a modificar muchos de sus hábitos de atención al cliente, y las clínicas dentales no han sido una excepción.

Desde nuestra agencia de marketing especializada en el ámbito dental no hemos querido quedarnos atrás. Por ello, hemos implantado distintos sistemas en nuestros clientes de toda España que, además de facilitar el contacto con sus pacientes, han conseguido potenciar y mejorar la imagen de sus clínicas en estos tiempos difíciles.

Primer paso

Ayuda a que los pacientes encuentren tu teléfono. A pesar del auge de estos nuevos sistemas de comunicación, de los que os hablaré a continuación, el tradicional contacto por teléfono ha sido la dinámica más habitual durante el periodo de confinamiento.

Por ello, es fundamental facilitar el acceso telefónico al paciente desde la página web y las redes sociales de la clínica. Además de situarlo en la sección de contacto o en lugares destacados de la web, recomendamos añadir un botón fijo en la versión móvil desde el que el usuario pueda pulsar y contactar directamente con la clínica.

Contacto más cercano

La videoconferencia es una herramienta fácil y económica de instaurar en cualquier negocio. Existen multitud de aplicaciones gratuitas que podemos configurar para adaptarlas a la empresa: WhatsApp, Zoom, Skype…

Es un sistema muy útil para realizar seguimientos de tratamientos de una manera más personal, además de para captar nuevos pacientes que buscaban esa atención cercana sin necesidad de salir de casa.

Fotos y vídeos por formulario web

Otra práctica que hemos llevado a cabo ha sido ofrecer a los pacientes de las clínicas la posibilidad de enviar fotos y vídeos del estado de su boca, los cuales son posteriormente analizados por el equipo médico.

Para ello, creamos un apartado en la web donde el usuario puede subir estos archivos y explicar su caso en un formulario que posteriormente llega al email de la clínica. Una vez valorada la información, es la propia clínica quien contacta con el paciente con una propuesta de tratamiento.

Fotosimulación online

Muestra a los pacientes el resultado de su tratamiento. Cada vez más clínicas ofrecen un servicio que permite ver cómo sería el resultado final de un tratamiento, sobre todo de estética, gracias a la simulación digital.

Para adaptar este servicio a una versión online, solo hay que habilitar un espacio en la web en el que el usuario pueda enviar sus propias fotografías. Una vez elaborada la simulación, el paciente potencial recibe por e-mail la imagen del resultado final del tratamiento sin haberse movido de su casa.

Consultas virtuales a través de aplicaciones

En la actualidad podemos encontrar en el mercado sistemas que son capaces de diagnosticar de manera automática el caso y proponer el tratamiento directamente, necesitando solamente la posterior supervisión de un profesional.

Este tipo de servicios logran que el profesional tenga que invertir menos tiempo en la valoración, pero en contraposición, su implementación suele tener un coste más elevado.
Como desventaja, aunque pienso que esta tecnología se hará un hueco en el futuro, todo nuevo avance supone una barrera inicial con los pacientes, y es posible que estos desconfíen del proceso, siendo necesario tiempo para asentarla.

Los tiempos y las tendencias cambian, la tecnología avanza y la población se va adaptando, consiguiendo así mejores resultados, mayor comodidad para los pacientes y mejor optimización de los tiempos. Las soluciones están en la palma de tu mano, pero descubrirlas y utilizarlas depende de ti.