Imagen de la reunión telemática mantenida por Óscar Castro, Cuca Gamarra y Juan M. Vázquez.

El presidente del Consejo General de Dentistas, Óscar Castro Reino, se ha reunido telemáticamente con la vicesecretaria general de Política Social del Partido Popular, Cuca Gamarra, y el senador y portavoz de Ciencia en el Senado, Juan M. Vázquez.

El objetivo de esta reunión ha sido abordar la difícil situación a la que se están enfrentando los cerca de 40.000 dentistas que existen en España. “A igual que los demás profesionales sanitarios, los dentistas también estamos sufriendo la falta de material protector para llevar a cabo nuestro trabajo en condiciones óptimas de seguridad. No tenemos ni mascarillas, ni guantes, ni gafas, pues hemos donado todo nuestro material a hospitales y centros de salud, tal y como nos solicitó el Ministerio de Sanidad. Además, tampoco tenemos acceso a los test para saber si estamos contagiados, supone un gran riesgo trabajar en estas condiciones”, explica Óscar Castro.

A pesar de esta situación, el Gobierno sigue considerando las clínicas dentales como un servicio esencial y, por lo tanto, deben continuar con su actividad, aunque atendiendo solamente urgencias. Sin embargo, muchos dentistas se han visto obligados a cerrar porque en estas condiciones de inseguridad no se pueden llevar a cabo los tratamientos odontológicos. En este sentido, Óscar Castro ha mostrado su preocupación ante la situación económica a que se ven abocados los dentistas: “Debido a las medidas de confinamiento, las clínicas dentales han visto reducido su número de pacientes prácticamente a la totalidad. Al ser la mayoría de los dentistas autónomos con personal asalariado, no se perciben ingresos para abonar las nóminas, seguros sociales o impuestos, lo que conllevará el cierre de un número importante de ellas, sobre todo aquellas con titularidad de dentistas jóvenes”.

Así, el presidente del Consejo General de Dentistas insiste en la urgencia de decretar el cierre de las clínicas dentales, habilitando únicamente algunas de ellas para atender las urgencias y así evitar que los pacientes acudan a los hospitales y centros de salud, ya saturados. Por otro lado, solicita que los dentistas se puedan acoger a las medidas económicas que ofrece el gobierno, como ERTEs y exenciones fiscales.