Dentistas Guipúzcoa

Los pacientes, aquejados de problemas bucodentales, han recibido asistencia durante los fines de semana y los días festivos. El servicio, que ha recibido, además, 280 consultas telefónicas, está coordinado por el Colegio de Dentistas de Gipuzkoa.

El servicio de urgencias odontológicas, coordinado por el Colegio de Dentistas de Gipuzkoa los fines de semana y festivos, ha atendido en lo que va de año a 170 personas y ha recibido 280 llamadas. Este servicio, puesto en marcha por los dentistas guipuzcoanos en 2013, tiene el objetivo de cubrir una necesidad social y ofrecer así solución a problemas bucodentales fuera del horario habitual de consultas odontológicas.

En total, durante 2019 se han realizado guardias por turnos durante sábados, domingos y festivos, en horario de 9:00 de la mañana a 21:00 de la noche, para aliviar el dolor y tratar las lesiones imprevistas de los pacientes. Este año se ha constatado una mayor actividad en períodos vacacionales, en particular durante el mes de agosto, con frecuentes asistencias a turistas.

Entre los problemas más habituales tratados como urgencia figuran el dolor de muelas, las fracturas y reconstrucciones dentales, y los golpes o traumatismos en boca y dentadura. Los golpes son especialmente habituales entre niñas y niños que, al sufrir un traumatismo, se pueden llegar a fracturar una o varias piezas dentales. Entre los más jóvenes también han sido frecuentes las consultas relacionadas con las ortodoncias, en especial el reajuste de aparatos dentales sueltos o desencajados.

El Colegio de Dentistas de Gipuzkoa destaca la importancia de que los ciudadanos conozcan este servicio y sepan que pueden hacer frente a problemas e imprevistos odontológicos cualquier día de la semana a través del teléfono 943 290 204.

195 tratamientos en la clínica solidaria

En el balance de 2019, el Colegio de Gipuzkoa constata también que la clínica solidaria ha realizado 195 tratamientos gracias a la labor desinteresada de los colegiados, que, junto a higienistas, han atendido a lo largo del año a personas sin recursos que no cuentan con ingresos económicos para poder costearse los tratamientos, ni con ayudas de la Administración.

Un perfil habitual es el de las personas sin hogar, aunque también acceden al servicio con asiduidad las familias monoparentales con una situación económica muy precaria y sin posibilidad de hacer frente a necesidades de salud básicas, entre ellas el cuidado bucodental. Todas estas personas acceden a los tratamientos odontológicos solicitando este servicio en cualquiera de los centros que Cáritas tiene en todo el territorio guipuzcoano.

La mayor parte de los tratamientos que se realizan son conservadores, principalmente obturaciones y reconstrucciones dentales, pero también se llevan a cabo higienes, endodoncias y extracciones o raspados dentales. Los pacientes asumen un coste simbólico de 12 euros por consulta, independientemente del número de tratamientos que precisen. Cáritas asume ese coste cuando el paciente no puede hacerlo.

Labor de mediación

En el apartado de atención a la ciudadanía, el Colegio de Dentistas de Gipuzkoa ha recibido en lo que va de año 70 quejas y reclamaciones, de las que únicamente 23 han acabado convirtiéndose en expedientes de reclamación, gracias a la labor de mediación del Colegio para facilitar una solución justa.

De igual forma, durante 2019 el Colegio dha organizado diez cursos de formación, a los que han acudido 255 dentistas guipuzcoanos. Esta profesión sanitaria se encuentra en constante evolución, por lo que los profesionales necesitan actualizar sus conocimientos permanentemente para mantener o mejorar la calidad asistencial de sus tratamientos. Ante esta necesidad, organizar los cursos formativos es uno de los objetivos de la organización colegial año tras año.

Imágenes cedidas: Shutterstock / Pressmaster