De acuerdo a la evolución del negocio de la industria y la distribución durante el pasado ejercicio, se puede afirmar que 2017 ha sido un buen año. Actualmente, ya es un hecho consolidado que, en los años pares, que son los de Expodental en Madrid, el mercado de dispositivos y equipos tiene siempre un crecimiento mucho más fuerte que los años en los que la feria no se celebra.

Roberto Rosso
Gráfico 1

Indudablemente, el certamen genera unas tasas de crecimiento más elevadas de la industria, ya que se concentran en el periodo de marzo a junio, en cada año par. Este fenómeno es, además, muy interesante desde el punto de vista sociológico. En la era de la comunicación virtual sería interesante interrogarse acerca de las dinámicas que intervienen en el proceso de compra, ya que muchas adquisiciones e inversiones se posponen o anticipan por su concentración durante Expodental, lo cual podría ser una clave para una próxima investigación de Key-Stone.

Pero volviendo a las dinámicas de mercado, el denominado «rebote técnico», que tiende a provocar una recesión en el ejercicio que sucede a la feria, puede crear problemas desde el punto de vista financiero y de gestión, pues una evolución tan irregular de los ingresos no siempre resulta sencilla de planificar y gestionar.

El Gráfico 1 confirma cómo en los últimos ejercicios impares las tendencias del mercado de los equipos son negativas, exceptuando 2017, año en el que observamos un crecimiento que, a pesar de ser mínimo, no resulta despreciable. Se trata de un crecimiento sustentando particularmente sobre las tecnologías digitales, concretamente la radiología 3D y el constate desarrollo del CAD/CAM.

Sin embargo, en 2017, las principales familias de producto han podido contar con signos positivos, aunque en algunos casos sean de poca relevancia. El Gráfico 2 muestra las tendencias de las ventas en el panel de empresas que participan en las investigaciones Key-Stone. Se indica claramente un crecimiento del mercado que asciende al 2,4%, a pesar de la extraordinaria tendencia al alza del 8,7% alcanzada en 2016, lo que confirma que se produce un «crecimiento sobre el crecimiento», algo que siempre ha sido muy complicado en la última década.

Roberto Rosso
Gráfico 2

Teniendo en cuenta que los datos de 2017 no son todavía de carácter definitivo –pues se refieren únicamente al grupo de empresas participantes en nuestro panel, o lo que es lo mismo, a unas 50 empresas cuya facturación total ha rozado los 440 millones de euros– las señales de crecimiento resultan bastante fiables, por lo que las diferencias con respecto al cierre real del ejercicio, cuyo dato estará disponible dentro de algunos meses, no serán tales como para alterar el resultado esperado.

Podemos concluir entonces, a la luz de todos los datos presentados, que el mercado odontológico en España ha consolidado los signos de la recuperación que ya se detectaron en 2016. Será interesante seguir muy de cerca esta evolución y estudiar el impacto que podría tener ese posible incremento previsto en los pacientes para 2018, año en el que, además, contamos con una nueva edición de la feria Expodental.