Un grupo de investigación del centro vallisoletano ha desarrollado un sistema ergonómico para pacientes con Parkinson o parálisis cerebral, entre otros, que permite la correcta manipulación de un cepillo de higiene bucodental.

El diseño y fabricación de productos relacionados con la prevención e higiene bucodental para personas con movilidad reducida y para niños es el objetivo del proyecto H-Smile, desarrollado por un equipo de investigadores de la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC) de Valladolid.

La propuesta de llevar al mercado el prototipo desarrollado por odontólogos, ingenieros y diseñadores de los Departamentos de Ciencias de la Salud, de Ciencias Sociales y de Enseñanzas Técnicas de la UEMC, Laura San Martín Galindo, Rosalía Marcano Navascués, Matías López Iglesias y Francisco Miguel García Herrero, ha sido galardonada con el tercer premio en la modalidad «Idea Empresarial» del certamen «Iniciativa Campus Emprendedor 2016».

Los investigadores han desarrollado el prototipo HTB Brush, un sistema ergonómico que permite la correcta manipulación de utensilios de higiene bucodental (cepillo dental manual o mecánico) adaptado a personas con movilidad reducida. «Se trata de un mango ergonómico para un cepillo dental adaptado e impulsado con un sistema hidráulico que permita su fácil prensión», asegura Laura San Martín Galindo, doctora en Odontología y promotora del equipo multidisciplinar que desarrolla el producto.

Este sistema está destinado a aquellas personas que presenten limitaciones posturales, de desplazamiento o de coordinación del movimiento (enfermedad de Parkinson, parálisis cerebral, síndromes hipercinéticos…). También se dirige a usuarios con una movilidad reducida que precisen de asistencia para la correcta manipulación de los utensilios cotidianos.