La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ha ordenado el cese de la utilización y la retirada de todos los productos sanitarios fabricados por Impladine S.L., entre los que se encontraba un modelo de implantes dentales. La empresa ha estado fabricando sin la licencia sanitaria de funcionamiento y sus productos no contaban con el certificado de conformidad CE o incluían un certificado CE falso.

El Colegio de Odontológos y Estomatólogos de la I Región apoya la resolución llevaba a cabo por la AEMPS. El Dr. Ramón Soto-Yarritu ha querido transmitir que «desde el COEM hacemos un importante esfuerzo por luchar contra las malas prácticas en Odontología, que pueden llegar a poner en riesgo la salud de los pacientes. Por eso queremos mostrar nuestro apoyo a la resolución de la AEMPS y reforzar el mensaje de la importancia de acudir a un dentista de confianza. Consideramos que tanto las administraciones, como los profesionales e incluso los propios pacientes deben ayudar a identificar cualquier irregularidad en la atención bucodental».

Seguimiento de los pacientes

La AEMPS ha resuelto además que los centros y profesionales sanitarios deberán identificar y localizar a los pacientes portadores de implantes dentales de la empresa Impladine S.L, y realizarán una revisión que incluirá exploración radiológica y biomecánica, para verificar la ausencia de infecciones, así como el correcto estado y funcionalidad del implante. Estos pacientes quedarán sujetos a revisiones de carácter anual.