Marcel Martín

Marcel Martín pone a disposición de los lectores de Gaceta Dental su conocimiento y experiencia para resolver las dudas y problemas que se presentan en la práctica diaria. Pueden hacernos llegar sus consultas por e-mail: redaccion@gacetadental.com, indicando «para el consultorio de fotografía digital». Las cuestiones serán atendidas lo antes posible, por orden de recepción.

Tengo una cámara Canon E-350 con el objetivo que me venía de origen (18-55). Pongo la cámara en la posición de macro, que es lo que me dijeron en la tienda donde adquirí dicha cámara y no consigo que me salgan las fotos correctas. Unas me salen claras, otras oscuras y además, la mayoría me salen borrosas.

He intentado utilizar la cámara como le he leído a usted en alguna ocasión en prioridad de diafragma pero, aunque he mejorado algo, continúo teniendo problemas. ¿Cree usted que con esta cámara puedo hacer fotografías intraorales o debo de cambiar?

La mayoría de fotos que hago son de cirugía y siguiendo sus consejos quiero empezar a registrar todos los casos desde el principio. ¿Qué me aconseja que haga?

Para realizar fotografía intraoral y sacarle el máximo rendimiento a su cámara lo que debería hacer es comprar un objetivo macro y un flash anular, o bien, un flash de doble antorcha.

Yo le aconsejaría el flash anular porque le va a facilitar mucho el trabajo debido a que con el flash de doble antorcha es más complicado de trabajar y puede producirle sombras, sobre todo, si lo que vamos a hacer son fotografías intraorales.

Si tuviéramos que hacer fotografías en laboratorio sobre modelos, el flash de doble antorcha sería idóneo.

El flash anular, al ser una fuente de luz frontal, nos va a dar una fotografía más plana y con el de doble antorcha podremos crear más volumen.

El objetivo que yo le recomendaría sería el 60 mm, el 100 mm de Canon o el 105 de la Marca Sigma que es muy buen objetivo.

Con esta cámara debe utilizar posición manual, poner el diafragma adecuado a la distancia a la que vaya a realizar la toma.

Leo atentamente su sección cada mes y le animo a que continúe orientándonos a los que somos neófitos en la materia fotográfica. Mi consulta es la siguiente: ¿Cómo podría evitar que me salieran reflejos blancos en los dientes? Utilizo la cámara Nikon D 40, objetivo Nikkor 105 que ya tenía anteriormente y un flash anular de la marca Starblitz.

Creo que las fotografías me quedan bastante bien pero me gustaría evitar los reflejos que me salen de la luz del flash.

Cuando realizamos fotografías con flash es muy difícil, prácticamente imposible, que no nos quede algún reflejo en los dientes. Lo que sí que podemos hacer es intentar que nos queden los mínimos reflejos posibles y eso dependerá de la fuente de iluminación que utilicemos y cómo la utilicemos.

Si utilizamos flash anular, como es su caso, y hacemos la fotografía totalmente frontal, lo lógico es que nos quede reflejado el flash en los dientes. Si en vez de situar la cámara de forma frontal realizamos la toma con una pequeña inclinación de unos diez grados, vamos a evitar bastante los reflejos y, cuanto más inclinemos la toma, prácticamente los vamos a eliminar por completo.

Otra forma podría ser utilizando flashes laterales, pero como decía en mi anterior respuesta, con este tipo de iluminación vamos a perder más tiempo para realizar la toma debido a que hay que ajustar la dirección de cada una de las antorchas y nos puede producir sombras muy desagradables en las fotografías.

Artículo elaborado por:

Marcel Martín

Fotógrafo profesional

Desde 1995 trabaja con cámaras digitales

Barcelona