Dr. Manuel Poveda Voluntario de Proyecto de Arizona (Honduras, 2006) Vocal de Dentistas Sin Fronteras

Dentistas Sin Fronteras es una ONG que no sólo trata la patología bucodental de los más necesitados, sino que también hace siempre mucho hincapié en la prevención de dichas patologías. Para realizar las labores de prevención de la patología bucodental más prevalente, la caries dental, Dentistas Sin Fronteras realiza charlas sobre instrucciones de higiene oral, dota sus pacientes de dentífricos y colutorios con flúor y realiza procedimientos de fluorizaciones tópicas.

La fluorización es un proceso que ayuda a fortalecer los dientes y sirve como ayuda adicional al flúor que se ingiere en la dieta, puesto que disminuye la incidencia de caries, ya que actúa como protector del esmalte contra las bacterias.

La aplicación tópica de flúor se puede llevar a cabo mediante barnices, geles, dentrífico, colutorios, seda dental fluorada, pasta profiláctica y chicles con flúor. Dentro de estos métodos, Dentistas Sin Fronteras realiza fluoraciones tópicas mediante el empleo de cubetas con geles de flúor.

Estas últimas son un proceso sencillo que no causa dolor ni molestia y que consiste en colocar unas cubetas (moldes de plástico) en la boca del niño con un gel con flúor por un tiempo aproximado de 4-5 minutos. Al acabar el proceso, el niño no debe de ingerir ningún tipo de alimento ni enjuagarse durante los siguientes 30 minutos. La frecuencia recomendada es de dos aplicaciones anuales, considerándose que cada aplicación supone un aporte de unos 5 ml de compuesto, conteniendo unos 62 mg de flúor en el caso de APF y 45 mg F en los geles de NaF.

En cuanto a la aplicación de flúor a través de las pastas dentífricas, cabe destacar que es una práctica ampliamente extendida y, sin duda, la forma más popular de uso tópico. Por ello, Dentistas Sin Fronteras con elevada frecuencia imparte charlas sobre técnicas de higiene oral en escuelas, aldeas y a otros colectivos. Los compuestos más usados que incorporan los dentífricos son el monofluorofosfato sódico, el fluoruro sódico o los fluoruros de aminas, con una concentración del 0,1% (1.000 ppm de F). Se suele recomendar la aplicación de 1 gr de dentífrico por cepillado que equivale a 1 mgr de F.

Los resultados muestran reducciones de casi 15 a 30% en la cantidad de superficies dentales que se tornan cariosas en los niños de edades comprendidas entre los 2 y 3 años.

Por otro lado, Dentistas Sin Fronteras inculca en sus charlas de higiene oral el empleo de colutorios fluorados puesto que constituyen una formula de autoaplicación de flúor usada muy comúnmente tanto de fórma individual como comunitaria. El enjuague se puede realizar una vez al día empleando colutorios de baja concentración o bien una vez a la semana con colutorios de alta concentración.

Podemos realizar toda la terapéutica que esté en nuestras manos y en las tuyas, pero nunca sin olvidar que las labores de prevención son la base de toda nuestra atención odontológica.

Dentistas Sin Fronteras está formada por profesionales, estudiantes y personal docente universitario del ámbito de la salud buco-dental. El objetivo principal es el desarrollo de la salud buco-dental en el Tercer Mundo.

Promueve y realiza proyectos para la consecución de un desarrollo sostenible y la mejora de las condiciones de vida en países necesitados.

Su lema es «Ayúdales a sonreír».

http://www.dentistassinfronteras.org
C/ Doctor Esquerdo, 59, 3.º A
28007 Madrid
Tel.: 91 541 58 89
dentistas@dentistassinfronteras.org