La Conselleria de Justicia y Administraciones Públicas de la Comunidad Valenciana ha propuesto eliminar, por ley, la colegiación obligatoria para todos aquellos profesionales liberales que además sean funcionarios. Esta medida afectaría sólo a los profesionales que trabajen en exclusiva para la Administración.

La propuesta de la Consellería ha sido recogida, como disposición adicional, en el último borrador de la Ley valenciana de Función Pública, entregada recientemente a los sindicatos por la consellera Paula Sánchez de León.

Como consecuencia, el 14 de enero, miembros de Unión Profesional de Valencia se han reunido con la consellera para pedir que se suprima tal disposición, pues si bien es cierto que tiene un carácter muy restrictivo y no significa que se imponga la colegiación voluntaria, podría representar un agravio comparativo.

Tras la reunión, el Dr. Vicente Alapont, presidente del Colegio de Médicos de Valencia y vicepresidente de Unión Profesional Valenciana se mostró tranquilo y declaró su convencimiento en que será la propia Administración Valenciana la que impedirá que prospere esta disposición.